Domingo, 25 Febrero 2024

FM 88.1 - en VIVO

Graves incidentes entre dos facciones de la hinchada “tambera”

Publicado el Domingo, 04 Febrero 2024 13:04
El comienzo de la gresca en la puerta de la cancha. El comienzo de la gresca en la puerta de la cancha.

En la previa del encuentro entre Cañuelas y Midland, “La Banda del Matute” y “Los Pibes de San Esteban” se enfrentaron en la puerta de la popular. La policía intervino disparando postas de goma. Un detenido y cuatro efectivos heridos.

Después de 117 días Cañuelas volvía a ser local en el Estadio Jorge Arín, ante su gente, que se había acercado con entusiasmo y expectativa para ver a su equipo, plagado de caras nuevas, debutar en la cuarta temporada consecutiva en la Primera B Metropolitana.

Con un sol que quemaba, a cinco minutos del pitazo inicial del árbitro Gabriel Gutiérrez, las miradas comenzaron a concentrarse hacía el exterior del predio porque a las espaldas de la tribuna popular Rolando Ponce empezaban a verse los primeros enfrentamientos entre una facción de la hinchada “tambera” y la policía.

Ese grupo de unos 30 simpatizantes pertenecía a “La Banda del Matute”, que segundos antes de ser repelidos por los efectivos se habían trenzado cuerpo a cuerpo contra “Los Pibes de San Esteban”, parte de la facción oficial de “La 16” que maneja la tribuna popular junto a Germán Mansilla.

“La Banda del Matute” que había prometido volver a la cancha en el inicio del campeonato. De hecho, horas antes se rumoreaba que entre semana, pese a la pica que se tienen, se había apalabrado un “pacto de no violencia” entre las partes, que evidentemente no se llegó a respetar en momentos donde los ánimos trepan con los cánticos, los gestos y algunos sorbos.

El parte policial describe que los uniformados del GAD San Vicente y la Comisaría N°1 de Cañuelas debieron mediar el enfrentamiento entre dos facciones de la barra brava de Cañuelas F.C. “en el que participaron 150 personas aproximadamente”.

Desde el operativo sostienen que intentaron separar las partes y que ambos frentes comenzaron a arrojar piedras al personal policial. El GAD comenzó a dispersar con detonaciones de escopetas de estruendo y antidisturbios –postas de goma-.

“Los Pibes de San Esteban” fueron desalojados hacía calle San Juan y “La Banda del Matute” obligados a retroceder hasta las vías del ferrocarril.

Después de la primera etapa de disturbios, a las 17:25, cuando la pugna parecía enfriarse, los de “Matute” regresaron hasta el portón popular para ir a la carga otra vez y hasta se observó a uno de ellos arrojar elementos contra los simpatizantes que estaban en la tribuna. Con escudos y más postas de goma, los uniformados volvieron a enfrentarlos durante veinte minutos más.

El árbitro Gabriel Gutiérrez, que se había mostrado muy contemplativo aguardando más de 40 minutos, a las 17:40 dio por suspendido el encuentro al no tener garantías de parte del comisario Daniel Pérez, a cargo del operativo.

Los disturbios dejaron como saldo un detenido. El apresado, mayor de edad, fue aprehendido por resistencia a la autoridad y lesiones. No hicieron trascender su identidad y la Fiscalía lo liberó de inmediato.

Por la gresca en la puerta del estadio de Cañuelas cuatro efectivos resultaron heridos levemente, presentando contusiones producto de los piedrazos.

Las autoridades señalaron que no se pudo constatar heridos pertenecientes a las facciones involucradas en el disturbio y que los detalles de los hechos fueron elevados al APREVIDE.

En la semana se vislumbrará cuál será la sanción del Tribunal de Disciplina de AFA que penará al “tambero” por estos incidentes entre sus propios hinchas. Cañuelas podría ser perjudicado con varias fechas sin público o directamente debiendo mudar su localía a otra cancha, como sucedió en 2020 tras los incidentes en el clásico contra San Martín de Burzaco.

En ese hecho CFC perdió los puntos, debió pagar una multa de 250 entradas durante cuatro partidos y debió ser local en el estadio de Talleres de Escalada, frente a Excursionistas y .

 

EL CLUB EMITIÓ UN COMUNICADO

 

La comisión directiva del rojo repudió los hechos de violencia en sus redes sociales. “Lo que debería haber sido una fiesta en las tribunas terminó opacado por la incomprensible falta de respeto al club y a la ciudad”.

“Repudiamos las acciones de quienes utilizando falsos fundamentos de amor al club, lo perjudican ética y económicamente. Estas actitudes están muy alejadas de los valores y principios históricos de nuestra institución. Vamos a seguir trabajando día a día para que el club sea un espacio seguro y de encuentro para cada hincha, cada socio y todas las familias del CFC”, expresaron los dirigentes del club en un escrito que no menciona la posibilidad de ejecutar sanciones ejemplificadoras para los socios –en caso de haberlos- identificados en el foco de los enfrentamientos.

NacPop Cañuelas

Plataforma digital de noticias. Lo que pasa en Cañuelas, ahora.

Newsletter

Recibí en tu mail toda la info de NacPop Cañuelas.